Pueblito Mío

Revista digital de aventura, turismo y ambiente

Ambiente

Humedales, un ecosistema de gran valor

Ecuador registra Diecinueve humedales de importancia ecológica. Hay más de 140 en el territorio nacional.

Puede ser una imagen de naturaleza, masa de agua y árbol
El Cuyabeno es parte de uno de los humedales más importantes del planeta | Foto: Ma. Eugenia Garcés

Para amar y cuidar algo, primero hay que conocerlo. Talvez nuestro quemeimportismo con lo que le sucede al planeta sea que conocemos muy poco de él. Es que tenemos acceso a tanta información y tan variada, que -a momentos- no profundizamos en nada.

Ahora bien, enfoquémonos en la casa grande. ¿Sabías que los humedales son valiosos para la conservación de la vida en el planeta y que son un aliado en la lucha contra el cambio climático? Ni más, ni menos.

Los humedales son de los entornos más ricos en biodiversidad y los que más carbono logran almacenar; también ayudan a balancear el clima y los ciclos hidrológicos.

¿Humedales en Ecuador?

Existe más de 140, la mayoría en la Sierra y Costa. De ellos, 19 están protegidos, lo que equivale al 86%, alrededor de 1 millón de hectáreas. El 14% restante, no tiene protección oficial, de acuerdo con los datos que registra el Sistema Nacional de Áreas Protegidas del Ecuador.

En nuestro territorio además está uno de los corredores de humedales más importante del planeta, según la convención sobre los humedales RAMSAR, este se sumó hace pocos años (2017) a la lista. Hablamos del Lagartococha-Cuyabeno-Yasuní, ubicado en las provincias de Sucumbios y Orellana.

Proteger este ecosistema es de vital importancia para la humanidad. En él habitan más de 600 especies de aves, unas 200 de anfibios y reptiles y más de 150 de mamíferos. Además, gracias a las evaporaciones que allá emanan, llega gran parte de la lluvia a la Sierra, lo que permite a los habitantes del callejón interandino gozar de agua dulce.

Puede ser una imagen de masa de agua, árbol y naturaleza
Los humedales están amenazados por la deforestación | Foto: Ma. Eugenia Garcés

Si visitas un humedal, cuídalo

Aunque no lo creas, es una tarea fácil. Lo primero es no plantar especies que no pertenezcan a ese ecosistema. Segundo, no contaminar esos espacios y finalmente, respetar las plantas y animales que encuentres al visitar los humedales.

Ahora bien, las amenazas a los humedales son tres: la expansión de los cultivos, el crecimiento de las zonas pobladas y la deforestación; en estos casos, la voluntad política y el apoyo de la comunidad será de vital importancia para preservar estos espacios ricos en biodiversidad.

Deja un comentario